Jordi Guillén Mejías


Mi “aventura” empezó en Febrero de este año 2017 cuando después de realizarme unos análisis, me di cuenta que el nivel de colesterol que tenía era más elevado de lo normal y decidí ponerle remedio lo antes posible, de manera natural y sana, sin tener que usar ningún tipo de medicamento, tal y como me habían recomendado por otros lados.

Conocí a la empresa (y a Marta) a través de un amigo que ya usaba sus servicios, y había obtenido buenos resultados hasta el momento. Así que hice una visita inicial, dónde Marta me explicó en qué consistían sus consultas y cómo podríamos trabajar para solucionar el problema que yo tenía, que dicho sea de paso, yo también acarreaba unos kilos de más…

Me impactó mucho la claridad con la que íbamos a trabajar, porque estaba claro…era un trabajo de equipo.

La idea principal y meta era para ambos la misma, ella me enseñaba a comer sano y yo debía aprender a ello y por supuesto tenía que poner de mi parte (ejercicio diario, sinceridad y seguir por el camino que tocaba).

Al principio era un poco escéptico ya que comía abundante, incluso llegaba a saciarme antes de acabarme la comida que me tocaba fuese para comer o cenar, y llegué a pensar que no podría bajar peso comiendo así.

Cuál grata fue mi sorpresa cuando a la semana de iniciar el “aprendizaje” ya había perdido 2 kilos!! Y acabábamos de empezar…esto prometía. En 4 meses había llegado a mi objetivo de peso, reduciendo grasa corporal y aumentando masa muscular, y lo mejor de todo, mis niveles de colesterol eran perfectamente normales. Ese día recogí el fruto de un buen trabajo hecho por parte de Marta y claro que sí, el mío personal.

Aunque no siempre se baja peso continuado, aunque no siempre ves el progreso a la semana… con esfuerzo, constancia y sobre todo mentalidad positiva, llegamos donde queremos y conseguimos lo deseado.

Ya han pasado 2 meses más desde mi última visita y sigo con el mismo peso, llevando una alimentación sana y hábitos saludables.